- Observaciones

Observando y fotografiando la Luna de día

Este pasado fin de semana he realizado un poco de astronomía diurna. En el anterior artículo del blog hemos hablado sobre este tipo de práctica astronómica poco común. A medida que nos adentramos en la época estival cada vez hay más horas de luz pero esto no nos debe impedir practicar nuestra afición.

La Luna es el objeto celeste más fácil de observar y fotografiar de día (a parte del Sol, claro está). Durante su fase creciente podemos observarla desde primera hora de la mañana, cada día más alta antes de la puesta de Sol. En cuarto creciente aparecerá por el horizonte cuando el Sol se encuentra en su punto más alto en el cielo. La fase continúa avanzando durante la siguiente semana y la Luna sale cada día un poco más tarde hasta que finalmente llega la Luna llena que coincide con la puesta de Sol.

El viernes, un día después del cuarto creciente salí con mi telescopio para observar y fotografiar la Luna por la tarde. Monté el Nexstar 5 y la Canon 600D que me permite capturar nuestro satélite en su totalidad. Al ser de día hay que hacer una puesta en estación muy somera, mi Nexstar 5 no permite alinear con planetas aunque algunos telescopios más modernos si lo permiten.

Encontrar la Luna en el buscador es relativamente fácil y una vez tenemos el objeto en el buscador aparece también en el visor de la cámara. Hice varias fotografías con diferentes exposiciones para intentar hacer una composición posteriormente. Una de las exposiciones muestra la Luna totalmente sobreexpuesta pero es interesante porque se puede observar algún detalle de la zona no iluminada y la silueta de la Luna. El resto de fotografías tenían diferentes exposiciones más acordes al brillo de la zona iluminada para captar bien los detalles visibles de la Luna. Después de fotografiar la Luna puse el ocular y el filtro polarizado y estuve disfrutando de la geografía lunar en visual. Aquí tenéis un vídeo sobre el proceso

El sábado volví a montar el Nexstar 5 desde casa pero esta vez usé la cámara ASI178MM y el filtro IR pass Pro Planet 742 de Astronomik. Este filtro es muy adecuado para fotografía planetaria diurna ya que solamente captura el espectro infrarrojo. La imagen resultante es muy contrastada. Tened en cuenta que es un filtro válido solo para fotografía y no es apto para observación visual.

Hice un streaming desde casa y estuve retransmitiendo la Luna durante casi una hora a plena luz del día.

Después hice algunas capturas de zonas concretas con el programa Firecapture.

El cráter Copernicus y sobre él la cadena de cráteres de Stadius
Montes Riphaeus
El gran cráter Archímedes y a su derecha los Montes Apenninus

Como podéis ver la Luna da mucho juego incluso a plena luz del día y podemos conseguir muy buenos resultados sin necesidad de madrugar ni trasnochar. No obstante siempre será más recomendable y conseguiremos mejores resultados si observamos y fotografiamos la Luna de noche ya que tendremos más contraste en las imágenes y además la atmósfera suele tener menos turbulencias de noche que de día.

¿Te ha interesado? Mira esto...

Compártelo

Autor: Roberto Ferrero

Miembro de las agrupaciones astronómicas Madrid Sur y AstroHenares. Astrofotógrafo. Monitor de astroturismo y responsable de Turismo Estelar, portal web de turismo astronómico.
Lee más artículos de Roberto Ferrero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *