- Astrofotografia, Curiosidades

El muro del Cisne

Dentro de la hermosa Nebulosa de Norteamérica (NGC7000) encontramos esta hermosa región de formación estelar de unos 20 años luz de extensión conocida con el sobrenombre de «el muro del cisne» al encontrarse dentro de la constelación del mismo nombre.

Compuesto por nubes de polvo y gas caliente su apariencia es debida a la acción de los vientos estelares de las jóvenes estrellas que han nacido de la propia nebulosa. Los átomos de hidrógeno ionizado brillan con luz propia, por lo tanto nos encontramos ante una nebulosa de emisión. El contraste de la silueta brillante frente a zonas más oscuras marcan el profundo relieve de esta hermosa nebulosa. En la zona derecha de la imagen (lo que vendría a ser el «Golfo de México») encontramos una nebulosa de absorción.

El muro del Cisne, en NGC7000

Esta imagen fue obtenida durante nuestras astrovacaciones en Teruel en agosto de 2019 utilizando para ello el telescopio Esprit 100ED y la cámara ASI1600MM con filtros LRGB de Baader. Las condiciones del cielo eran sensacionales. Como siempre tenéis más información en nuestra página web de astrofotografía.

Pese a encontrarse a 1500 años luz de nosotros la nebulosa de Norteamérica es visible a ojo desnudo desde cielos muy oscuros. Es una de las regiones más características de la Vía Láctea cuando la observamos en las noches de verano en el hemisferio boreal. Durante el mes de agosto la encontramos en el cenit durante buena parte de la noche.

Junto a NGC7000 encontramos también la famosa Nebulosa del Pelícano, de la que ya hablaremos más adelante.

¿Te ha interesado? Mira esto...

Compártelo

Autor: Roberto Ferrero

Miembro de las agrupaciones astronómicas Madrid Sur y AstroHenares. Astrofotógrafo. Monitor de astroturismo y responsable de Turismo Estelar, portal web de turismo astronómico.
Lee más artículos de Roberto Ferrero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *