- Observaciones

De Venus al casco de Thor

Tras varios fines de semana nublados he podido desquitarme y he salido con el telescopio dos días seguidos. El viernes me decidí por intentar capturar a Venus, que brilla con fuerza en estas tardes casi primaverales que hemos tenido durante los últimos días.

Para fotografiar Venus me decanté por el SC8 y la ASI178MM. Salí el viernes por la tarde sin intención de quedarme mucho tiempo ya que al día siguiente si que tenía pensado salir para hacer foto de cielo profundo y quería estar descansado. Por desgracia, tras tanto tiempo sin utilizar el SC8, se me olvidó coger el parasol y las cintas calefactables. Ese no fue el peor error, ya que la humedad no subió mucho, pero es que también me olvidé de coger el visual-back con el que puedo conectar la rueda portafiltros, así que solamente pude hacer tomas en b/n del planeta.

Imagen de Venus
Venus con el SC8″

A pesar de ello pude capturar varios vídeos y refrescar los conocimiento de astrofoto planetaria que ya tenía un poco olvidados. Me llevé de recuerdo una bonita imagen de Venus en fase de cuarto menguante. Durante los próximos días tendré oportunidad de volver a fotografiarlo. También pude probar la puesta en estación con el polemaster, que funcionó a las mil maravillas.

Completando el color del casco de Thor

El sábado la previsión meteorológica era un poquito peor. Se preveían nubes altas a partir de las 00:00 pero salimos igualmente. Nos fuimos a unos 110Km de Madrid en busca de cielos oscuros. Esta vez llegamos los primeros al lugar de observación y pude montar tranquilamente.

Al atardecer y mientras montábamos el telescopio empezamos a escuchar bastante jaleo causado por un grupo de mochuelos. Intentamos acercarnos para verlos pero echaron a volar enseguida. Solamente les pudimos ver de lejos. El cielo estaba totalmente despejado y la temperatura muy agradable.

El objetivo de la noche sería «El casco de Thor» NGC2359 de la que ya tenía la luminancia el año pasado. Hice la puesta en estación con el polemaster y después probé a hacerla con el phdguiding. Para mi sorpresa había una diferencia bastante acusada entre uno y otro. Tendré que analizarlo con calma pero el caso es que el guiado fue bastante más fino esta noche así que seguramente la puesta en estación con phd no es tan fiable como con Polemaster.

Una de las imágenes capturadas en el canal rojo del «Casco de Thor»

Con el inicio del ocaso astronómico puse en funcionamiento el plan de astrofotografía, haciendo 3 tomas de 5 minutos a bin2 por cada canal en cada tanda y comprobando el enfoque entre ellos.

La temperatura llegó a descender hasta los 2 grados aunque la humedad se contuvo «relativamente bien» no superando el 90%. Mientras el telescopio hacía astrofoto aproveché para mirar por los prismáticos acoplados al trípode a la vez que leía la guía de observación con prismáticos. Dedicamos un rato a observar algunos cúmulos en Pupis y en Can menor. Por supuesto también nos entretuvimos en Orión.

El cielo aguantó bastante bien durante toda la noche aunque la humedad en capas altas aumentó bastante al final. A eso de las 2 de la mañana empezaron a aparecer nubes altas y decidimos recoger.

Compártelo

Autor: Roberto Ferrero

Miembro de las agrupaciones astronómicas Madrid Sur y AstroHenares. Astrofotógrafo. Monitor de astroturismo y responsable de Turismo Estelar, portal web de turismo astronómico.
Lee más artículos de Roberto Ferrero

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *