Salida a Corral de Almaguer y pruebas del TS65APO reparado, 1/6/2013

El año pasado compré un pequeño cuadruplete apocromático de Telescope Service para realizar astrofotos con la esperanza de mejorar los resultados obtenidos con el Newton y poder abarcar además campos más grandes.  El TS65Q APO prometía desde el principio, recomendado por la tienda donde lo compré, me comentaron que salía totalmente revisado de fábrica debido a problemas de astigmatismo registrados en las primeras unidades. Me dieron la opción de probarlo antes de comprarlo pero el mal tiempo y las obligaciones profesionales me impidieron hacerlo como era debido.

El estreno real fue en Astrotiermes 2012 y allí pude fotografiar la Galaxia de Andrómeda como nunca antes había podido hacer, la luminosidad, la posibilidad de hacer tomas largas con autoguiado de hasta 10 minutos, y la belleza de la galaxia me hicieron pasar por alto en un primer momento una especie de “joroba” que tenían las estrellas. Pensé que era un problema de deriva, enfoque o similar.

Ya hace unos meses volví a sacar el tubo (una vez pasaron los frios y la humedad del invierno, pues no poseo equipo antihumedad y con los refractores ya se sabe) esta vez para fotografiar el Triplete de Leo y comprobé que el problema seguía presente, incluso con el liveview de la cámara. Disgustado, llevé el telescopio a la tienda y me comentaron que lo llevarían a reparar.

La semana pasada recibí el tubo, revisado y reparado por Jaime Alemany de Lunático (a quien no puedo sino agradecerle una vez más su profesionalidad y saber hacer) . Al parecer había algún tipo de holgura o desviación en el tren óptico con la cámara y producía esa aberración. El enfocador se veía más apretado y al probar el Liveview de la cámara noté que las estrellas salian ya redondas. Buen comienzo.

La salida

Vamos al grano. La verdad es que el sábado teníamos previstos planes familiares pero cancelados a última hora y con las ganas que tenía de probar el tubo salimos con los compañeros de la agrupación hacia tierras toledanas. Llegamos los últimos, justo a la puesta de Sol y montamos el equipo y charlamos amigablemente con los compañeros de afición (con celebración del cumpleaños de uno de ellos incluida).

Al caer la noche y ya con la polar visible alinee el equipo, con una puesta en estación precisa. Mi primer objetivo era el cometa Panstarrs, cerca de la Osa Mayor. Configuré el autoguiado pero enseguida empezó a dar problemas, los parámetros cuando guias cerca de la polar son ligeramente diferentes. Opté por dejar una sola toma de 180″ de exposición y pasar a otro objeto.

Panstarrs-20130601

Continué con la cadena de Markarian, a la que tenía ganas desde hacía algún tiempo. Esta zona entre Virgo y Coma Berenices me encanta. Saqué 5 tomas de 300″, el resultado me gustó. Ni rastro de jorobas en las estrellas.

Cadena de Markarian

Pensé en probar una región con estrellas muy brillantes. Y recordé Antares y la región de Rho Ophiuco. Allí que me dirigí pero el campo no entraba completamente. Saqué 2 tomas de 5″ con las estrellas redonditas y otras 2 tomas con la región un pelín movida con la intención de hacer un pequeño mosaico de prueba, de cara al futuro.

Prueba en Antares

Y finalmente, emocionado con los resultados, lo que iba a ser una noche de pruebas, viendo que todo funcionaba bien, me llevó a fotografiar la Laguna y la Trífida… y que suerte que lo hice porque me encanta el resultado. Son 11 tomas de 300″.

M8 Lagoon Nebula & M20 Trifid Nebula

En definitiva. Encantado con el rendimiento del tubo, alividado de que tuviera solución y con muchas ganas de fotografiar muchos objetos con esta nueva focal. El verano promete.

¿Te ha gustado? Síguenos y comparte.
1